viernes, 12 de julio de 2013

RECTIFICA, KOBE

Muchas dudas se gestaron en la mente de los aficionados al buen baloncesto tras verse la gravedad de la lesión que aparto a Kobe Bryant de la carrera por conseguir su sexto anillo. Cualquier fan que ame el baloncesto se ha preguntado desde entonces si el astro angelino volverá a vestirse de corto, y en qué condiciones.

Pues bien, la propia Mamba negra ha dicho que sus planes pasan por cumplir otros tres años en la mejor liga del mundo, estando en su cabeza los Lakers como primera opción. El problema llega en la segunda parte de la ecuación. Kobe, quien cobrará más de 30 millones la próxima campaña ha anunciado que no piensa rebajarse el sueldo ni un dólar.

Esto va a provocar más de un dolor de cabeza en la ya de por si maltrecha directiva laker. ¿Pueden permitirse pagar 30 millones a Kobe por año durante tres años? La humilde respuesta del que escribe estas líneas es que no. Pese a ser un jugador determinante, Kobe no vale 30 millones. Y menos contando con que los Lakers tienen jugadores como Pau que pasan de 20 millones. No hay hueco para esos contratos, pensando además que los de purpura y oro estarían el próximo verano detrás de Melo o LeBron. Por eso, la recomendación que le hacemos al astro angelino es que rectifique. Por ese camino no se va bien. Los Lakers no pueden ni deben aceptar las exigencias de Bryant. O al menos, si quieren aspirar a un anillo más.

sábado, 6 de julio de 2013

LA DWIGHTMARE CONTINUA

El culebrón Howard ha tocado a su fin. El pívot de la sonrisa eterna ha elegido Houston como destino final.

Ahora toca mantener la cabeza fría y no lanzar las campanas al vuelo. Howard no es sinónimo de anillo. Mucho se hablo del dúo Kobe-Howard el verano pasado, llegando a serles entregado el anillo antes de empezar la campaña, cuando, en definitiva, la hecatombe vivida este año por los Lakers es innegable.

Howard necesita, lo primero, madurar. No puede ser que alguien que aspira a ser el mejor pívot de la liga se esté de risitas en el banquillo mientras su equipo pierde de 20. Al amigo Dwight lo calificaría como al eterna promesa. Con un físico deslumbrante, se ha quedado en eso, en el jugador que lleva años aspirando a entrar en el TOP 5 de la liga. La publicidad que genera este jugador le permite mantenerse en la élite, estatus que perdería centrándonos únicamente en los números. Puede llegar a ser dominante pero, sinceramente, lo veo lejos. Los que tanto lo comparaban con Shaq se deben estar mordiendo la lengua.


En resumen, que nadie de a Houston por campeón de la NBA el año que viene. Como mucho, aspiraran a pasar de primera ronda en Playoffs. Y en cuanto a Dwight, ya veremos, pero, sinceramente, no me convence. Le faltan muchas tablas para ser uno de los grandes. 

martes, 2 de julio de 2013

KOBE BRYANT REGRESA A LAS CANCHAS

Casi 80 días después de la lesión que lo dejo fuera para los últimos 2 partidos de temporada y los playoffs, Kobe está de vuelta en el tabloncillo. El viernes 12 abril el astro de Los Lakers sufrió una rotura del tendón de Aquiles de su tobillo izquierdo durante la victoria en el juego contra de los Warriors en el cual, a falta de dos partidos, aún luchaban por hacerse un hueco en playoffs.

Así que fue una alegría para los seguidores de KB24 y de Los Lakers ver una foto de él tomando lanzamientos en las instalaciones de entrenamientos del equipo angelino “El Segundo”, publicada por él mismo en sus cuentas de Instagram y Twitter.

 "Me siento muy fuerte. Ya puedo andar sin cojear. Puedo subir escaleras y apoyar el pie en el talón, lo que demuestra mucha fuerza en el tendón", declaraba el líder angelino en la web de los Lakers. A este se le ve muy seguro de lo que tiene que hacer para volver a ser eficiente:

 "Simplemente haces ajustes, no creo que esté reinventando la rueda o algo así. Si tienes que adaptar tu juego a una velocidad más lenta, juegas más lento. Si tienes que postear más, pues posteas más. Si la explosividad y la velocidad está ahí, usas la que tienes con moderación" expresó Kobe.

 Kobe, del que en un principio se especuló que podría estar listo para el día inaugurar de la próxima temporada ha dejado entender que espera estar en las alineaciones a principios de Diciembre, pero como siempre, listo para luchar: "Es algo con lo que puedes contar. Cuando vuelva, estaré listo para jugar a gran nivel" concluyó Bryant.

El proceso de rehabilitación avanza viento en popa. Un nuevo paso ha sido dado, pequeño, pero muy importante para la recuperación de uno de los más grandes de la historia del baloncesto. Solo queda esperar el día en el que regrese a la cancha a deleitarnos con sus hazañas.

 By @JohnFelicianoC

sábado, 6 de abril de 2013

EL VERDADERO CAMINO A LA GLORIA (II)


Seguimos con la entrada sobre la verdadera historia que se esconde detrás de la película “Glory road”. En la anterior entrega hablamos de la piedra angular del equipo, David Lattin, y hoy continuamos la recopilación de la historia de los jugadores negros que marcaron un antes y un después en la NCAA.
Bobby Joe Hill

Bobby Joe Hill nació el 12 de junio de 1943. Jugador clave en la victoria de su equipo, Bobby anotó 20 puntos en la final, llegando a robar dos balones claves a Tommy Kron para posteriormente anotar sendas bandejas. Tras la sonada victoria, Joe Hill no continuó en el baloncesto, se quedó a vivir en El Paso, Texas y trabajo en un compañía de gas local. Se caso y murió de un infarto a los 59 años de edad, siendo su funeral masivo, al que acudieron centenares de personas para prestar sus respetos y dar el último adiós a la leyenda local.

Willie Worsley
Willie Worsley, el jugador más bajo del equipo (1,80) destacó en el instituto, al liderar a DeWitt Clinton High School, en el Bronx, al título de campeones de New York, partido que se disputó en el emblemático Madison Square Garden. Worsley fue fichado por el entrenador Haskins, para posteriormente ganar la NCAA. Worsely comentó que para él fue especial ya que fue la única vez que su madre le vio jugar a baloncesto. Llegó a disputar 24 partidos en la ABA, pero finalmente se dedicó a fundar la asociación “Woodycrest” en el Bronx. Entrenó a varios equipos y finalmente se hizo Deán del coro estudiantil de Harlem.

Orsten Artis, titular en la final contra Kentucky, promedió 12,6 puntos en esa temporada. Dejó la vida deportiva y se hizo policía en su localidad natal, Gary. Actualmente está retirado.

Willie Cager
Willie Cager, conocido en la película por ser el jugador que sufre un problema cardiaco, fue pieza clave en el equipo que ganó la NCAA en 1966. Pese a perderse varios partidos por el mencionado problema de corazón, Cager llegó a jugar en la final, donde consiguió 8 puntos y seis rebotes. Scoops, como el gustaba que le llamaran, se quedó a vivir en El Paso, donde tuvo 3 hijos. Trabajó como coordinador local de programas de baloncesto, y terminó fundando la “Willie Cager Foundation” para encargarse de programas de mejora locales en El Paso. Terminó como encargado de un gimnasio, siendo reconocido por muy pocas, que recordaban, eso si, la gesta que logró el equipo.

Harry Flournoy
Harry Flournoy nació en 1943 en Gary, Indiana. Se lesionó en la final, pero fue portada del Sports Illustrated cuando trataba de rebotear sobre Pat Riley. Se hizo entrenador de baloncesto en El Paso, donde además tuvo 6 hijos. Actualmente vive en Atlanta.

Nevil Shed
Nevil Shed nació en el Bronx, NY. Fue al instituto Morris High en 1962. Tras la gesta conseguida con los Mainers, Shed fue drafteado por los Celtics, equipo con el que jugó más bien poco, ya que se lesiono en la pierna terminando así con su carrera. Volvió a El Paso, donde se hizo ayudante de Don Haskins en el equipo que le dio la fama. Trabaja actualmente en el campamento de los Spurs, en Texas.

Don Haskins. El arquitecto del equipo, valiente donde los haya, se atrevió a poner 7 negros en un equipo de baloncesto de uno de los estados más racistas de EEUU. Haskins nació el 14 de marzo de 1930 en Oklahoma. Jugó a baloncesto en esa universidad, liderándola a las semifinales de la NCAA en dos ocasiones, pero decidió cambiar de tornas y dedicarse a entrenar. Alcanzó cierto reconocimiento entrenando a chicas en Hedley High School, lo que el valió una oferta para dar el salto a la NCAA. Pese a lo enseñado en la película, Haskins no ganó el título en su primer año, ya que llegó a la universidad en la temporada 61/62. Ya en 1966 logró la gesta que todos conocemos, diciendo tras la final que “Yo puse a los mejores jugadores que tenía. Fue lo que hice todo el año”. Tras eso, Haskins siguió entrenando, llegando a dirigir a gente como Tim Hardaway y Jim Barnes (número 1 del draft de 1964). Dejó el equipo en 1999, estando el en el 19 puesto de entrenadores de la NCAA en número de victorias, 719. Entró en el Naismith Memorial Basketball Hall of Fame el 29 de septiembre de 1997 y en el Jim Thorpe Association Oklahoma Sports Hall of Fame el 9 de agosto de 1999 en Oklahoma City. En 2006 fue introducido como miembro del College Basketball Hall of Fame. Don Haskins, uno de los más grandes entrenadores de la historia del baloncesto universitario falleció el domingo 7 de septiembre de 2008 cuando tenía 78 años dejando a su esposa Mary y sus hijos Brent, David y Steve así como a sus tres nietos. Su cuarto hijo, Mark, murió en 1994.

Y esto es todo lo que hemos encontrado de este magnífico equipo. Esperamos vuestros comentarios.  

jueves, 4 de abril de 2013

EL VERDADERO CAMINO A LA GLORIA (I)


“Camino a la gloria” es una conocida película de baloncesto que, probablemente, habréis visto. Para los que no, versa sobre el primer equipo formado mayoritariamente por negros de la NCAA. Narra los grandes problemas que tuvieron debido al imperante racismo de la época en EEUU y su triunfo final, al lograr conquistar el título de campeones de la liga universitaria del país. Es una de las mejores películas que se han hecho sobre baloncesto, al menos bajo mi humilde punto de vista, lo cual me lleva a preguntarme si es realista o no.

Esta investigación me lleva a buscar a los verdaderos jugadores del Texas Western College (ahora University of Texas at El Paso), los verdaderos protagonistas del que ha sido nombrado mejor partido de la historia de la NCAA, la final contra Kentucky.

Empecemos por el mejor jugador del equipo, David Lattin. Lattin nació el 23 de diciembre de 1943 en Houston, Texas. Tras una infancia dura por su color de piel, Lattin llego a los Mainers de la mano de Don Haskins, quién buscaba un pívot que pudiese dominar los tableros. Pese a no ser demasiado alto, 1,98m, Lattin impuso sus 102 Kg bajo los aros para promediar en los dos años que estuvo en la universidad con 14,5 puntos y 9,3 rebotes por partido. En la final llegó a anotar 16 puntos y 9 rebotes, lo que le valió para ser incluido en el tercer equipo All-American. Fue drafteado por los San Francisco Warriors en el puesto 10 de 1967, promediando poco más de 2 puntos en 6 minutos por partido. Traspasado a los Suns, y posteriormente a los Condors (ABA), con los que firmo sus mejores números (12,6 puntos y 6 rebotes), terminaría su carrera deportiva en los Memphis Tams., donde jugó 16 partidos antes de retirarse.

Continuará en siguientes entregas

lunes, 1 de abril de 2013

EL TRISTE FINAL DE BOBBY PHILLS


Navegando por internet, te encuentras historias que te hablan de la cara “B” de la NBA, la que poca gente conoce, esa que nos demuestra que además de superestrellas millonarias, los baloncestistas profesionales son jóvenes alocados como cualquier persona de la calle.

Corría el 12 de Enero del 2000 en la ciudad de Charlotte cuando un joven jugador de baloncesto llamado Bobby Phills, drafteado en el puesto 45 de 1991 por los Bucks, salía de entrenar con su compañero y amigo David Wesley. Quién sabe porqué, no se les ocurrió mejor idea que ponerse a echar unas carreras con el coche, nada raro en nuestras carreteras, con la fatalidad de que termino volcando, invadiendo el carril contrario a 160 Km/h y muriendo con poco más de 31 años.

Con 11 puntos y 1 rebote por partido, no podemos afirmar que nos quedamos sin el nuevo MJ, pero los Hornets ( así se llamaba en la época el equipo de Charlotte) perdieron a su escolta, una mujer perdió a su marido y dos hijos perdieron a su padre. Todo por un desgraciado accidente. Que sirva esta entrada para mantener viva su memoria. 

Hay que añadir, que los Hornets retiraron su número 13 al mes siguiente. Sigue también en marcha su fundación, creada para dar ayudas a jóvenes sin recursos. 

sábado, 30 de marzo de 2013

THUNDERSTRUCK

Hoy os traemos una película protagonizada por la estrella de la NBA Kevin Durant. Típica película de baloncesto, para toda la familia. A mi no me ha gustado demasiado, aun así, esperamos vuestros comentarios. A disfrutar (si se puede).

ENLACE PELÍCULA http://www.magnovideo.com/?v=ROT867E
Real Time Web Analytics